Énfasis del mes

Home / Énfasis del mes

LA FAMILIA

La familia es un grupo humano en el que existen lazos de afecto, amor y consanguinidad y donde existe un espacio de interacción y deseo de vivir juntos, Quienes forman parte de ella, sienten la obligación de apoyarse mutuamente para crecer y desarrollarse como personas. La realidad actual nos muestra diversas formas como la familia está organizada: nuclear, extendida, monoparental, adoptiva, asociada, etc.

La familia es el grupo humano fundamental para el crecimiento y realización integral de las personas y sus comunidades. Es la célula básica de la sociedad. Provee los valores, creencias y modos de ser y de expresarse de los sujetos que la componen. En ella, se desarrollan las funciones afectivas, nutritivas y de protección, de pertenencia, identidad, transmisión de la cultura y socialización de sus miembros.

Para que una familia logre consolidarse y proyectarse en el tiempo debe, en primer lugar, pasar por un proceso de reconocimiento de ella misma y de cada uno de sus miembros, en relación a sus raíces, historia, valores, fracasos, dolores, logros, necesidades, capacidades, habilidades y posibilidades. De esta forma, el cambio y superación que experimenta el grupo familiar será sustentable y sostenido en el tiempo.

 

LA CASA SOBRE LA ROCA

24 »Por tanto, el que me oye y hace lo que yo digo, es como un hombre prudente que construyó su casa sobre la roca. 25 Vino la lluvia, crecieron los ríos y soplaron los vientos contra la casa; pero no cayó, porque tenía su base sobre la roca. 26 Pero el que me oye y no hace lo que yo digo, es como un tonto que construyó su casa sobre la arena. 27 Vino la lluvia, crecieron los ríos, soplaron los vientos y la casa se vino abajo. ¡Fue un gran desastre!» (Mateo 7.24-27)

 

502 AÑOS DE LA REFORMA PROTESTANTE
(1517-2019)

Durante el mes de Octubre se cumple una fecha muy significativa en la historia de la iglesia y de la humanidad. El 31 de Octubre, se cumplen 500 años desde que el monje agustino Martin Lutero (1483-1546) clavó, en el año 1517, en las puertas de la capilla del castillo de Wittenberg, sus 95 tesis, llamando la atención de los alemanes respecto de temas que él consideraba preocupantes, y que afectaban a la iglesia de entonces. Fundamentalmente, Lutero quería generar  un debate dada la distancia que él observaba entre los fundamentos bíblicos del evangelio y las prácticas religiosas de la Iglesia Católica Romana. Se trataba de poner a la iglesia sobre su verdadera base. Lutero recogía, en sus tesis, elementos que ya habían sido planteadas, por figuras como Pedro Valdo (1140-1218) John Wycliff (1320-1384) en Inglaterra y Juan Huss (1369-1415) en Bohemia. Lutero buscaba una discusión sobre aspectos a los cuales Lutero se oponía, pues creía erróneas y debían ser corregidas. En el centro de la discusión se encontraba el tema de la venta de indulgencias, como un medio de recolección de dinero a cambio de una especie de certificado donde se extendía el perdón de las faltas. En el fondo, los reformadores, detectaban:

  1. Pérdida gradual de los principios doctrinales, dejado por Jesucristo y los apóstoles y atestiguado y fundamentado en la Biblia.
  2. Influencias de origen pagano, ignorancia, superficialidad y superstición, alejada de las enseñanzas bíblicos
  3. Un papado lleno de poder y lujos nunca vistos, las cosas sagradas tazadas al valor del dinero circundante. Una jerarquía eclesiástica, particularmente la de Roma, que se tornaba frívola y más inclinada a engrandecer su poder político, riqueza y poder.

 

Obligado a comparecer ante el parlamento (Dieta) de Worms, en Abril de 1521, Lutero manifestó:

“En vista de que vuestra majestad (Emperador Carlos V) y vuestras señorías (Príncipes alemanes) me pedís una sencilla respuesta, la daré sin cuernos y ni siquiera dientes. A menos de que se me demuestre por medio de la Biblia o de la razón –no confío en papas ni concilios porque a menudo han incurrido en errores-, no puedo ni debo retractarme de nada. Mi conciencia está cautiva de la Biblia y no puedo proceder contra mi conciencia. Que Dios me ayude. Amén”

A Lutero, se unirán posteriormente, figuras muy relevantes como Ulrico Zuinglio (1484-1531) y Juan Calvino (1509-1564).  Los planteamientos de Lutero tuvieron gran repercusión y empezaron a difundirse rápidamente por Europa y darían origen a uno de los más grandes movimientos en la historia de la iglesia y de toda la humanidad.

Hablamos de Reforma, porque, aunque Lutero no tenía esto como fin al publicar sus tesis, sentó con sus planteamientos las bases de una Reforma que aunque no se concretó internamente, dio origen a un movimiento que siguió adelante con vida propia y en los cuales se plasmaron estos principios

Start typing and press Enter to search